:::: MENU ::::
  • 17.6.19
Autora de novelas como La ciudad en invierno, La ciudad feliz o La trabajadora, Elvira Navarro (Huelva, 1978) publica La isla de los conejos, donde recoge once relatos perturbadores. En estas páginas, un falso inventor lleva conejos a una isla para que acaben con los nidos de unos pájaros cuyo nombre nadie conoce. El fantasma de una madre abre una cuenta en Facebook y le pide amistad a su hija. En otro, los sueños de los clientes de un hotel son objeto de un insólito hurto.



Esta autora estudió Filosofía en la Universidad Complutense de Madrid. En 2013 fue elegida una de las voces españolas con mayor futuro por la revista El Cultural, y en 2014 la misma revista seleccionó su obra La trabajadora entre las diez mejores novelas en español del año.

—Once piezas inquietantes. Dices que si algo comparten todos los cuentos de 'La isla de los conejos' es una atmósfera extraña.

—La misma que esa convención a la que llamamos realidad en cuanto nos percatamos de cuánto tiene de ficticio.

—El libro se iba a titular 'La habitación de arriba', que es otro de los relatos. ¿Qué encontraste en 'La isla de los conejos' que te hizo cambiar de opinión?

—Fue mi agente, María Lynch, quien me dijo que era mejor así, y entonces me acordé de La casa de los conejos de Laura Alcoba y de lo mucho que siempre me había gustado ese título.

—Escribes todos los días, pero tardas en publicar. Eres lenta escribiendo. ¿Te gusta ver madurar cada página o la inseguridad es parte de este oficio?

—Todo eso sumado a que el tiempo haga su trabajo de criba.

—Como decías, los cuentos comparten una atmósfera, pero cada cuento bebe de un sitio diferente, de un conflicto único.

—Sí, en efecto. Si no fuera así, el libro sería una novela.

—El cuento con el que titulas el libro es una anécdota que te contó un amigo, Sancho Arnal, que dices, como homenaje, es su verdadero autor.

—Él me regaló la historia sin saberlo, o yo se la robé. Sancho Arnal me cuenta siempre cosas loquísimas, cosas que hace él, así que también podría decir que escribir ese cuento fue un intento de vivir yo esas cosas a través de la literatura.

—El tema de 'La habitación de arriba' lo desarrollaste en 'La trabajadora': la precariedad y la desposesión por el trabajo. Hoy, desgraciadamente, casi es una epidemia.

—Lo peor es que ha sido una epidemia casi siempre. España es un país de escasez. Las dos novelas capitales en nuestra tradición son el Lazarillo, que cuenta la vida de un miserable, y El Quijote, que es un hidalgo pobre. Parecía que habíamos salido de ahí, pero…

—Dices que lo que nos perturba y no hacemos consciente nos puede destruir. ¿De esa materia está hecho este libro?

—Diría que en parte sí. Ya el impulso creador es misterioso, al menos en mi caso. No sé muy bien qué es lo que me lleva a escribir unas historias en vez de otras. Ahí hay algo oscuro que ordena, que pide ser expresado, recorrido, iluminado.

—El relato necesita de una intensidad que se disipa en la novela. ¿Con qué género te sientes más cómoda?

—Me siento cómoda cuando encuentro la forma más apropiada para expresar algo, ya sea un relato o una novela.

—El feminismo no está a salvo del giro conservador y vulgar que vive nuestra sociedad. ¿Sabes hacia dónde vamos?

—Se está sustituyendo el pensamiento por un simple estar a favor o en contra que tiene más de identitario que de otra cosa. Como pertenecer a un equipo de fútbol o ser nacionalista. Y eso también ha contaminado a cierto feminismo, que al tiempo que se declara como no esencialista, defiende las esencias cuando reparte carnets de buenas feministas. Aunque a lo mejor siempre hemos estado ahí, en el dogma, y lo que pasa ahora es que las redes amplifican el asunto.

—Te molesta que el feminismo sea reactivo y no propositivo y que la mujer aparezca como víctima.

—Me molesta como feminista que soy. La víctima se ha convertido en el lugar santificado de enunciación, y es una posición peligrosa porque impide el empoderamiento, refuerza el estereotipo machista de que la mujer es alguien débil y obvia los logros de muchas mujeres, su poderío.

Santiago Alba Rico, en un artículo, traía la siguiente reflexión de Sánchez Ferlosio: “Sólo el daño recibido de otros hombres crea valor, porque la víctima se hace acreedora de retribución y se convalida, por tanto, como ‘de los buenos’. Sólo la culpa humana produce lo que podríamos llamar ‘víctimas morales’, porque son acreedoras de venganza”. No suena muy revolucionario, ¿no? Y yo creo que el feminismo ha de ser revolucionario, no replicar al Dios del Antiguo Testamento.

—En tu libro no hay sangre. Hay un terror psicológico, “cotidiano y doméstico”, y los personajes se mueven en entornos absurdos.

—Se está leyendo así, ¡pero también hay quien me dice que se ríe mucho!

—Tus personajes aceptan explorar la anormalidad, lo ficticio, que es lo normal. Descubren que el control de sus vidas es una ilusión.

—Viven en la anormalidad, aunque creo que eso es muy común porque, ¿qué es lo normal? El control es una ilusión de la razón que produce muchos monstruos, como en el grabado de Goya.

—Ahora trabajas en dos libros. Un volumen de novelas cortas y un libro sobre tu experiencia en Madrid.

—Así es, y espero acabar antes el de novelas cortas, que parece que ha cogido carrerilla.

ANTONIO LÓPEZ HIDALGO
FOTOGRAFÍA: ELISA ARROYO
  • 17.6.19

En la noche del sábado hubo atletismo en el ya pueblo de La Guijarrosa, que celebró la octava edición de su Carrera Nocturna, denominada también Memorial Antonio García Granados. Ahí inscribieron su nombre en el palmarés como vencedores de 2019 Pedro Pablo Córdoba e Isabel Cristina García.



Córdoba fue la punta de lanza de un espléndido triplete en la clasificación masculina de la Escuela Provincial de Atletismo Miguel Ríos. El atleta nacido en La Victoria logró un triunfo claro con un crono de 21:37, mientras sus compañeros Vicente Jiménez y Sergio Morillo completaron el podio con unos tiempos casi calcados de 22:22 y 22:23 respectivamente.

Mientras, sobre los 7100 metros del recorrido de esta prueba reina Isabel Cristina García fue la más fuerte entre las mujeres. La representante del Trotasierra detuvo su reloj en 27:18, casi medio minutos antes que Rafi Mengual (EPA Miguel Ríos), segunda con 27:47. Su compañera de club Mari Ángeles Nieto completó los puestos de honor con 28:37.

Fueron un total de 140 atletas los que acabaron esta prueba absoluta, aunque como es natural también se celebraron carreras para los más jóvenes, desde los chupetes. Las clasificaciones ya están disponibles en la web del Circuito Provincial.


Rafael Fernández / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: Más atletismo
  • 17.6.19

En la noche del sábado hubo atletismo en el ya pueblo de La Guijarrosa, que celebró la octava edición de su Carrera Nocturna, denominada también Memorial Antonio García Granados. Ahí inscribieron su nombre en el palmarés como vencedores de 2019 Pedro Pablo Córdoba e Isabel Cristina García.



Córdoba fue la punta de lanza de un espléndido triplete en la clasificación masculina de la Escuela Provincial de Atletismo Miguel Ríos. El atleta nacido en La Victoria logró un triunfo claro con un crono de 21:37, mientras sus compañeros Vicente Jiménez y Sergio Morillo completaron el podio con unos tiempos casi calcados de 22:22 y 22:23 respectivamente.

Mientras, sobre los 7100 metros del recorrido de esta prueba reina Isabel Cristina García fue la más fuerte entre las mujeres. La representante del Trotasierra detuvo su reloj en 27:18, casi medio minutos antes que Rafi Mengual (EPA Miguel Ríos), segunda con 27:47. Su compañera de club Mari Ángeles Nieto completó los puestos de honor con 28:37.

Fueron un total de 140 atletas los que acabaron esta prueba absoluta, aunque como es natural también se celebraron carreras para los más jóvenes, desde los chupetes. Las clasificaciones ya están disponibles en la web del Circuito Provincial.


Rafael Fernández / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: Más atletismo
  • 16.6.19
José Abad Pino será el alcalde de La Victoria de nuevo después de haber sido elegido por mayoría simple en la sesión de investidura celebrada este pasado sábado. Con los cinco votos correspondientes a su partido VAMOS, Abad continuará en las labores de la alcaldía.



El acto comenzó a las 12.00 del mediodía. Primeramente se constituyó la mesa y por edad, Miguel Osuna (VAMOS) se instituyó como presidente mientras que María Dolores (Izquierda Unida), lo hizo como vocal por ser la de menor edad. Cada concejal juró o prometió el cargo -todos lo prometieron menos los del PP que juraron-. Después se ha preguntado a cada portavoz de cada grupo si mantenían la candidatura y los 4 han dicho que sí.

A continuación votaron a mano alzada y, cinco votos fueron para Vamos, tres para el PSOE, dos para PP y 1 para IU. Esto quiere decir que cada partido votó a su candidato por lo que dieron pie a que VAMOS pudiese gobernar en minoría. Al no haber unión de los otros tres partidos par votar a un mismo candidato -como sí ha pasado en Castro, donde el PP y el PSOE se han unido en contra de las directrices de los partidos centrales para hacer alcaldesa a una independiente-, el candidato más votado fue por tanto Abad.

Así pues, se declaró alcalde a Pepe, sin mayoría pero por ser la lista más votada. Posteriormente se preguntó a los portavoces si alguno quería decir algo y tan solo el portavoz del PP, Manuel Medina, lo hizo para dar la enhorabuena al grupo VAMOS. El acto se cerró con la despedida del acto del reelegido alcalde Pepe Abad.


FERNANDO LÓPEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: F. LÓPEZ
  • 14.6.19
La Casa de la Cultura acogerá en la mañana del sábado (12.00 del mediodía) la toma de posesión de los once concejales que formarán el Ayuntamiento de La Victoria durante los próximos cuatro años. Los cinco de Vamos, los tres del PSOE, los dos del PP y la representante de IU estarán presentes en un acto que estará dividido en dos partes.



En primer lugar se pasará a jurar el cargo y recoger el acta de concejal para constituir la nueva corporación y en segundo lugar tendrá lugar la elección del alcalde. La Victoria Digital se ha puesto en contacto con los cuatro partidos políticos pero la incertidumbre reinará hasta el último momento.

Vamos La Victoria votará a José Abad como alcalde de la localidad, sumando cinco votos -la mayoría absoluta está en seis-. Por tanto, la decisión está en manos de los otros tres partidos políticos. El jueves, cuando esta redacción se puso en contacto con el resto de formaciones, ni el PSOE, ni el PP, ni IU tenían clara cuál iba a ser su postura.

Las cuentas -matemáticas- son simples. Una simple abstención haría gobernar a Vamos en mayoría simple mientras que un solo voto de cualquier integrante del resto de formaciones hacia José Abad, le haría gobernar sin problema. En cambio, para que otro candidato -que no sea de Vamos- sea alcalde, deberá reunir todos los votos que no sean de la formación liderada por el actual alcalde. Es decir, tanto Partido Popular como Izquierda Unida como el PSOE deberán votar el mismo nombre en la elección.

En cuanto al comunicado expresado por Izquierda Unida y PSOE de manera conjunta, en La Victoria tiene poca o ninguna validez más allá de la posibilidad de la abstención. Si apoyar a VAMOS está vetado, apoyar un gobierno del PSOE también supondría apoyar a uno del PP puesto que la suma de ambos no darían a no ser que se sumara también la formación azul. Por tanto, es una posibilidad que no debe tener más recorrido ni repercusión en nuestra localidad.



FERNANDO LÓPEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: F. LÓPEZ
  • 14.6.19
La consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible, Carmen Crespo, avanzaó en el Parlamento de Andalucía que las nuevas líneas de ayudas dirigidas a industrias agroalimentarias alcanzarán los 80 millones de euros, y que la ampliación de la convocatoria 2018 de subvenciones a las agroindustrias ascenderá a 29 millones de euros, medida ésta última que va a beneficiar a un total de 165 empresas.



De esta forma, “apostamos por un sector que es estratégico para avanzar en la industrialización de la Comunidad Autónoma, generar empleo y, sobre todo, dar un mayor valor añadido a los productos agrarios de nuestra tierra”. “Lo hacemos –en palabras de Crespo– agilizando, reprogramando y doblando el presupuesto”, tal y como viene haciendo el Gobierno andaluz en los últimos meses.

En este sentido, la titular del ramo se refirió a la reprogramación de fondos que tiene previsto realizar su Departamento en el marco del Plan Estratégico para mejorar la competitividad del sector agrícola, ganadero, pesquero y agroindustrial y del desarrollo rural de Andalucía 2019-2022 y a la modificación de las órdenes de ayudas como algunas de las actuaciones claves en las que se trabaja desde la Consejería.

Crespo destacó la importancia de contar con nuevos criterios de valoración para las ayudas a la agroindustria en cuestiones tan fundamentales como “la apuesta que hacen las entidades perceptoras de las ayudas por la calidad, la incorporación de jóvenes y mujeres, la innovación, aplicación de las nuevas tecnologías, así como la capacidad de exportación o el empleo, entre otras”. Se trata, a juicio de la titular, de unos “requisitos indispensables para que el sector pueda seguir creciendo en materia de competitividad”.

Por otro lado, la titular de Agricultura afirmó que con el presupuesto de la Junta de Andalucía para 2019 “va a dotar a la agricultura y a la industria andaluzas de posibilidades para crear más empleo y progreso en una de las tierras más importantes en el ámbito agroalimentario de Europa y el mundo”.

Abono de subvenciones

En su intervención en el pleno, Carmen Crespo detalló que, en lo que va de año, la Consejería ha realizado el pago de 26 proyectos de estas subvenciones que apoyan inversiones en transformación, comercialización y desarrollo de nuevos productos agrícolas. En total, la cantidad abonada en 2019 para este objetivo supera los nueve millones de euros y ha permitido movilizar una inversión de 21,8 millones en el sector agroindustrial.

Atendiendo a los beneficiarios, estos pagos se han dirigido a Pymes (6,8 millones), grandes empresas (un millón de euros) y entidades del sector olivarero (1,8 millones). Por provincias, las empresas de Almería han recibido ayudas por valor de más de 1,1 millones de euros; Córdoba por 165.400 euros; Granada por casi 2,5 millones de euros; Huelva por más de 2,1 millones d euros; Jaén por 516.120 euros; Málaga por cerca de 2,4 millones; y Sevilla 812.600 euros.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
  • 13.6.19
La firma Bodegas Robles, situada en el corazón del marco Montilla-Moriles, participó ayer en el foro sobre casos de éxito y proyectos de autoconsumo en las industrias agroalimentarias impulsado por la Diputación de Córdoba y la Unión Española Fotovoltaica (UNEF), una iniciativa dirigida a poner de relevancia el papel de este tipo de sistemas como solución de ahorro para las empresas.



De esta forma, Bodegas Robles compartió foro junto a Javier Carroquino, coordinador del proyecto Life Rewind, en Viñas del Vero; Patricia Ruiz, directora general de Abaste; Andrés Franco, consejero delegado de ISIGENERE; y Pablo Pérez-Bedmar, director de Marketing y Producto de Powen, para dar a conocer su propia experiencia en la implantación de un sistema de autoconsumo en sus instalaciones dentro de su apuesta por la sostenibilidad de su actividad industrial.

En concreto, desde hace unos meses, Bodegas Robles cuenta con una instalación fotovoltaica que favorece el autoconsumo en las diferentes áreas de la empresa, reduciendo las emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera. Así, gracias a esta apuesta, esta bodega del marco Montilla-Moriles ha conseguido que cerca del 80 por ciento de la energía que actualmente consume la firma en la producción, elaboración y comercialización de sus productos tenga un origen sostenible, reduciendo sus emisiones de CO2 a la atmósfera en 10.100 kilogramos a lo largo de un año.

En este sentido, la delegada de Medioambiente de la Diputación de Córdoba, Auxiliadora Pozuelo, explicó que las energías renovables cobran cada vez una mayor importancia en la industria en general, "pero especialmente en la agroindustria". "Cada vez nos vamos sumando más a ese ahorro energético y a la implantación de sistemas de energías renovables como es la fotovoltaica y que le está dando un valor añadido a las empresas", subrayó Pozuelo.

Por su parte, el director general de la Unión Española de Fotovoltaica, José Donoso, destacó que esta jornada tiene la finalidad de informar a las empresas y a la sociedad que estamos en una "emergencia climática". "Esta lucha contra el cambio climático no implica un coste adicional, sino que se presenta como una oportunidad de reducir costes y ganar competitividad para las industrias a través del autoconsumo", subrayó.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN

DEPORTES - LA VICTORIA DIGITAL

FIRMAS
La Victoria Digital te escucha Escríbenos