:::: MENU ::::
  • 26.7.21
Las 47 oficinas informatizadas de Correos en la provincia de Córdoba admitirán hasta el viernes 30 de julio las solicitudes de todas aquellas personas mayores que deseen participar en el Programa de Turismo del IMSERSO para la temporada 2021/2022. Este servicio que ofrece Correos, como todos aquellos que presta a través de ORVE (Oficina de Registro Virtual Electrónico), permite el acceso a particulares y empresas al registro y envío instantáneo de documentos digitalizados a las Administraciones públicas del país.


Las oficinas informatizadas de Correos prestan el servicio de Registro Virtual Electrónico que permite el acceso al registro virtual de documentos dirigidos a cualquier administración pública, anotándolos en el Registro Electrónico General de la Administración General del Estado, para asegurar su validez jurídica.

Para enviar un documento a través de este servicio solo hay que acudir a cualquier oficina de Correos con el original que se desea registrar y remitir a una Administración Pública. Los documentos son remitidos a la administración de destino en formato electrónico, una vez han sido escaneados y debidamente cotejados por los profesionales de Correos con el fin de garantizar la validez de la digitalización.

Correos se encarga de transmitir la documentación presentada, dejando constancia de la entrada de los documentos en la aplicación de registro y remitiéndolos a la Unidad de la Administración competente, a través del servicio, en cumplimento de la LOPD.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL



  • 26.7.21
La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible ha iniciado el primer abono de 3,4 millones de euros de las ayudas concedidas a agricultores andaluces dedicados al viñedo (2,1 millones de euros) y a profesionales del sector equino de Andalucía (1,3 millones de euros) afectados especialmente por las restricciones derivadas de la pandemia de covid-19. En total, en los próximos días recibirán estas subvenciones más de 2.000 productores entre viticultores (casi 1.800) y ganaderos (más de 230).


Estos incentivos se suman a las ayudas puestas a disposición del sector en 2020 a través de la Medida 21 del Programa de Desarrollo Rural (PDR) de Andalucía 2014-2020 y que ya ha abonado el Gobierno andaluz. En total, estos incentivos han rozado los 33 millones de euros repartidos entre cerca de 11.150 agricultores y ganaderos y más de 300 pymes agroalimentarias como bodegas de vino, secaderos de jamones, paletas y embutidos, y centros de manipulación de flores y plantas ornamentales.

La consejera Carmen Crespo ha recordado el carácter “pionero” de la Junta de Andalucía en el proceso de articulación de estas subvenciones europeas de las que “se han podido beneficiar todas las regiones comunitarias gracias a la iniciativa del Gobierno andaluz, de quien partió inicialmente la propuesta de modificación del reglamento que finalmente aprobó Bruselas”. “Teníamos claro que el sector agroalimentario necesitaba un apoyo urgente y propusimos un cambio en el PDR para poder ofrecérselo”, ha explicado la titular del ramo en referencia a la puesta en marcha de un tipo de subvenciones que nunca antes había contemplado este programa de ayudas.

Crespo ha recordado la “agilidad de la Consejería de Agricultura a la hora de identificar los sectores agrícolas, ganaderos y agroindustriales que estaban padeciendo, en mayor medida, las graves consecuencias económicas que han acompañado a la crisis sanitaria” y que, por tanto, “eran potenciales beneficiarios de estas subvenciones dirigidas a darles liquidez en un momento especialmente complejo”.

Asimismo, la consejera ha puesto en valor “el esfuerzo de los técnicos del Gobierno andaluz para resolver y comenzar a abonar estas ayudas que se convocaron hace tan solo tres meses y cuyos recursos económicos ya están empezando a llegar a los agricultores y ganaderos”.

Apoyo al ganado bravo andaluz

De forma paralela a la resolución de incidencias de las ayudas a viticultores y ganaderos de equino, la Consejería de Ganadería trabaja actualmente en el análisis de las solicitudes de explotaciones de ganado bravo de Andalucía afectadas por la Covid-19 para, como ha comentado la consejera, “poder publicar la resolución lo antes posible”.

El pasado mes de junio se abrió esta vía de respaldo público a un sector que también ha sufrido grandes pérdidas económicas como consecuencia de la pandemia y al que se destina una línea específica dotada con 4 millones de euros. Según las previsiones, podrían beneficiarse de estas ayudas unas 150 explotaciones ganaderas de más de 130 municipios andaluces.

Además, los ganaderos que cumplían con los requisitos establecidos en las bases reguladoras de las subvenciones ofertadas con anterioridad también han podido acceder a los incentivos convocados en 2020. A través de esta vía, el Gobierno andaluz ha respaldado ya a la ganadería de lidia con más de un millón de euros en subvenciones, por lo que el montante final que podría percibir este sector entre ambas líneas ronda los 5 millones de euros.

La consejera ha explicado que este “claro apoyo de la Junta a las explotaciones de ganado bravo de Andalucía” responde a las complicaciones que han experimentado las fincas, donde se ha incrementado notablemente el número de animales como consecuencia de la suspensión de la celebración de fiestas populares.

“Por un lado, los ganaderos han visto cómo se reducían sus ingresos ante la imposibilidad de dar salida a los toros y, por otro lado, han tenido que hacer frente a un aumento de los costes de alimentación que normalmente suelen registrar”, ha apuntado.

Carmen Crespo ha resaltado que “era preciso respaldar a unos profesionales cuya actividad incide directamente en la conservación de un valioso patrimonio genético” y ha comentado que estas fincas, además, tienen también un “importante carácter ambiental y social”, ya que esta ganadería lleva aparejado un considerable tejido rural.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR

  • 26.7.21
El coronavirus se ha cobrado una nueva víctima mortal en la provincia de Córdoba, por lo que ya son 981 personas las fallecidas a causa de la covid-19 (una más que el sábado). Asimismo, la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía ha confirmado 327 nuevos casos positivos confirmados en la provincia en las últimas 48 horas, lo que incrementa a 63.184 el total de afectados en la provincia desde el inicio de la pandemia; y cuenta ya con 56.253 personas que habrían superado la infección. De esta forma, la incidencia se sitúa en 519,3 casos.



Con respecto a la evolución de la pandemia por municipios, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica y el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía vienen ofreciendo de lunes a viernes datos pormenorizados desde hace varios meses en una tabla que se puede consultar a través de este enlace.

De este modo, Baena contabiliza 75 pruebas positivas por covid-19 en la última semana (dos más que el viernes) y 119 en los últimos catorce días. En total, el municipio del Guadajoz-Este suma, desde el inicio de la pandemia, 1.631 vecinos afectados (20 más) y 36 fallecidos. A su vez, según la Junta de Andalucía, 1.451 personas han logrado ya superar la enfermedad.

En el caso de Castro del Río, las autoridades sanitarias han detectado diez pruebas positivas en la última semana (como el viernes), y 17 en los últimos catorce días. De este modo, la localidad ha alcanzando, desde el inicio de la crisis, las 609 personas afectadas (tres más), con 574 curados y doce fallecidos.

En Montalbán de Córdoba, se ha registrado tres pruebas positivas en última semana (como el viernes), y seis en los últimos catorce días. Por ello, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica de Andalucía sitúa 334 el número los afectados desde el inicio de la alerta sanitaria (uno más) y ha elevado a 319 las personas recuperadas. Asimismo, se ha registrado cuatro muertes a causa del coronavirus.

Por su parte, el municipio de Montemayor registra 17 pruebas positivas en la última semana (como el viernes), y 36 en los últimos 14 días. En total, el municipio ha alcanzado los 312 vecinos afectados desde que comenzó la pandemia (siete más), con 254 personas recuperadas y dos fallecidos.

En lo que respecta a Montilla, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica y el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía comunica 58 pruebas positivas en la última semana (como el viernes). La cifra se eleva a 139 si se extiende el margen temporal a los últimos catorce días. En total, la localidad de la Campiña Sur cuenta desde marzo de 2020 con un total de 1.792 vecinos afectados por el covid-19 (23 más), con 1.567 personas curadas y 29 fallecidos.

Por su parte, las autoridades sanitarias registran hoy en La Rambla siete positivos por coronavirus en la última semana (dos más que el viernes), y doce en las últimas dos semanas. La localidad alfarera ha alcanzado, desde el inicio de la pandemia, los 542 vecinos infectados por covid-19 (tres más), de los que 522 ya han superado la enfermedad. Asimismo, se ha registrado cuatro muertes a causa del coronavirus.

Por último, en lo que respecta a Santaella, el Sistema de Vigilancia Epidemiológica recoge 36 positivos por covid-19 en la última semana (nueve más que el viernes), y 66 en las dos últimas semanas. De esta forma, en Santaella se elevan a 306 los vecinos afectados por coronavirus desde que comenzó la pandemia a causa del SARS-CoV-2 (12 más), mientras que se registran dos fallecidos y 202 vecinos que han superado la enfermedad.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: I. TÉLLEZ (ARCHIVO)
  • 26.7.21
El estallido de la pandemia del coronavirus en marzo de 2020 a nivel mundial, junto con el posterior confinamiento de la población y las restricciones de movilidad, provocaron una caída de un 85,4 por ciento en el número de visitantes que apostaron por las bodegas, lagares y museos de la Ruta del Vino Montilla-Moriles como destino turístico a lo largo del pasado año. Según recoge el Observatorio Turístico de las Rutas del Vino de España de la Asociación Española de Ciudades del Vino (ACEVIN), la llegada del virus ha supuesto una ruptura en la tendencia al alza del sector enoturístico a nivel nacional, con una caída de un 73,5 por ciento con respecto a 2019.


La ruta cordobesa se situó entre aquellos destinos donde la pandemia ha tenido una repercusión especialmente negativa. Así, tan solo las rutas del Vino de Cigales (-88,0%), Bierzo Enoturismo (-86,9%), y Ribera del Guadiana (-85,6%), han registrado un descenso de las visitas por encima de las contabilizadas en Montilla-Moriles. En el lado opuesto, las rutas que han sufrido en menor medida el impacto de la pandemia, con una caída más leve en el volumen de turistas recibidos, han sido la Ruta del Vino de Arribes (-40,9%), Arlanza (-47,5%), Toro (47,7%), La Mancha (-56,0%) y Garnacha-Campo de Borja (-56,9%).

De esta forma, al igual que el resto de las Rutas del Vino de España, Montilla-Moriles ha roto con su tendencia al alza de los últimos años en lo que a número de visitantes se refiere y que, en el ejercicio 2019, con 31.796 turistas contabilizados, registró un incremento de un 29,7 por ciento con respecto al ejercicio anterior. Unas cifras muy alejadas con los apenas 4.638 enoturistas del pasado 2020 que, en el 94 por ciento de los casos, apostaron por las propuestas de bodegas y lagares, frente a un 6 por ciento que lo hizo por los espacios museísticos que forman parte de la ruta cordobesa.

Con todo, la caída del enoturismo a nivel nacional ha provocado, igualmente, un descenso en la repercusión económica de la actividad enoturística asociada a bodegas y museos. Según los datos del Observatorio, esa repercusión económica registró una caída cercana al 72,5 por ciento, lo que se traduce en 23,5 millones de euros (frente a los 85 millones del 2019).

Los datos de este último informe, sin embargo, también revelan algunas lecturas positivas respecto a este año absolutamente atípico. Una de las más positivas es que durante los meses en los que no hubo tantas restricciones para los viajes nacionales (julio, agosto, septiembre), las visitas experimentaron un buen comportamiento, consiguiendo una cierta recuperación. El enoturismo se identificó como un producto seguro, gracias también al esfuerzo de adaptación realizado desde el sector.

Asimismo, el consumo interno se ha potenciado, consiguiendo un aumento del público local y de proximidad. Como era evidente, durante el 2020 se produjo una caída del turismo internacional que ha bajado varios puntos para llegar a representar el 12 por ciento de todas las visitas. El resto, el 88 por ciento, corresponde al mercado nacional, que ha aumentado un 14 por ciento respecto a 2019.

Con fuerza de cara al verano

Sin minimizar la importancia y el impacto que suponen los datos aportados por este n Informe Anual de Visitas a Bodegas y Museos del Vino asociados a Rutas del Vino de España, las 32 rutas que forman parte de la marca han centrado su energía en este segundo semestre de 2021. La puesta en marcha de nuevas estrategias de marketing, así como la renovación y la creación de nuevos productos turísticos, contribuirán, sin duda, a mejorar la calidad de la experiencia en destino.

En el primer mes tras el fin del estado de alarma, el público ha apostado por el cariz diferenciador, auténtico y seguro de un producto como el enoturismo de las Rutas del Vino de España, lo que augura un buen comportamiento para los meses veraniegos y el resto del año. Las características que hacen del enoturismo un atractivo modo de viajar (ausencia de masificaciones, contacto con el medio rural y la naturaleza, turismo slow, disfrute de la gastronomía local, oferta de calidad, etc.) se ven cada vez más refrendadas y reconocidas, por lo que es de esperar una rápida recuperación que ayudará, al mismo tiempo, a todo el sector turístico.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: J.P. BELLIDO
  • 25.7.21
La Conferencia Sectorial de Agricultura ha aprobado la distribución de cerca de 126,1 millones de euros para distintos programas vitivinícolas recogidos en el Programa de Apoyo al Sector Vitivinícola Español (PASVE). De ellos, 2,36 millones estarán destinados a la reestructuración y reconversión del viñedo en Andalucía, y otros 1,1 millones a otras líneas de inversión durante los años 2022 y 2023.


En concreto, la Conferencia Sectorial de Agricultura ha autorizado la distribución de 69.709.441 euros entre las comunidades autónomas para la medida de reestructuración y reconversión de viñedos, correspondiente al ejercicio 2022, así como la lista definitiva de solicitudes de ayudas a la medida de inversiones por 56,4 millones de euros, de los que 41,9 millones de euros se corresponden al 2022 y 14,5 millones de euros, al año 2023.

Para los criterios de distribución de los fondos de reestructuración y reconversión, según ha señalado el Ministerio de Agricultura, se ha tenido en cuenta en primer lugar la superficie de viñedo de cada comunidad autónoma, que supone el 65 por ciento del total.

Asimismo, el 14 por ciento se reparte en función de la inversa del valor de la producción; otro 14 por ciento corresponde a la producción de vino con Indicación Geográfica; el 5 por ciento para las zonas consideradas como "regiones menos desarrolladas"; y el 2 por ciento restante para contemplar las especificidades de las Islas Baleares y Canarias y de Galicia.

Las ayudas de reestructuración y reconversión de viñedos están dirigidas a incrementar la competitividad de los productores vitivinícolas. Son subvencionables las actividades de reconversión varietal, reimplantación de viñedos y mejora de las técnicas de gestión de los viñedos y como novedad a partir de 2014, el reglamento comunitario incluye la posibilidad de dar apoyo a la replantación de viñedos tras producirse un arranque obligatorio por motivos sanitarios o fitosanitarios

En lo que se refiere a las ayudas concedidas al programa de inversiones, la Conferencia presidida por el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha dado luz verde a un total de 284 solicitudes, ha informado el Ministerio de Agricultura en nota de prensa.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR (ARCHIVO)


DEPORTES - LA VICTORIA DIGITAL

FIRMAS
La Victoria Digital te escucha Escríbenos